Español
La Corte Suprema ordena la liberación de ciertos presos de bajo nivel de las cárceles del condado

El 22 de marzo de 2020 la Corte Suprema de Nueva Jersey firmó una orden de consentimiento  para la liberación de individuos detenidos en las cárceles del condado, sentenciados por ciertos delitos, en un esfuerzo por ayudar a detener la propagación de COVID-19. Los defensores estiman que se podría liberar a casi 1.000 reclusos, muchos de los cuales habían sido sentenciados por delitos de bajo nivel (delitos de cuarto grado, delitos o contravenciones contra el orden público) y que están cumpliendo condenas de menos de un año, como agresión simple, o violaciones a la libertad condicional.

Si bien la orden no afecta a la mayoría de la población encarcelada en Nueva Jersey, es un paso considerable para la prevención del riesgo innecesario de la propagación de COVID-19 en las instalaciones carcelarias donde  al menos en varias, se han obtenido pruebas del virus positivas.

El fiscal y el procurador general todavía pueden objetar a la liberación basándose en el riesgo que esto trae al público o al recluso y, de ser así, deben seguir los procedimientos indicados en la orden. La oficina del defensor público proporcionará representación en tales asuntos y, en última instancia, la libertad será decidida por un juez o "auxiliar judicial especial".

Cualquier orden judicial asociada con un recluso puesto en libertad, excepto en los casos de delitos de primer y segundo grado, se suspenderá hasta diez días después de la rescisión de la emergencia de salud pública asociada con el COVID-19.

Se alienta a los individuos liberados a que se pongan en una auto cuarentena por un período de 14 días. La orden de consentimiento se puede encontrar aquí: https://www.njcourts.gov/notices/2020/n200323a.pdf​.

3/23/2000